• Alfonso Vinuesa

Claudia

¿Cómo poder vivir sin tí?


¿Cómo imaginar tu sonrisa

sin haberla visto nunca?


¿Cómo serían mis recuerdos

si no te hubiera arropado por la noche

y, juntos, cerrar los ojos,

compartiendo la alegría y los sueños

que nos abrazaban por las noches

y nos daban luz por la mañana?


¿Cómo podría querer

si tú no hubieras sido mi vida?

Me convertiría en un ladrón de palabras

y, seguramente,

habría desterrado del cajón el amor,

para que nadie pudiese sentir

lo que yo jamás tendría en mi corazón.



Pues, si tú existes, no eres parte de mí.

Porque yo soy tú y tú estás dentro de mí.

Porque no puedo percibir solo una parte,

porque el todo es sentir, de verdad.


El amor, como la vida, se tiene o no se tiene.

Porque el mundo nunca se hizo por mitades,

porque una hora no se queda en el minuto 27

y el tiempo y la distancia,

para nosotros,

son solo espuma del mar.